¿Cómo afectan los videos X al cerebro?

Sexualidad

La pornografía, para muchos es un arte no aceptado abiertamente, para otros, es una ingeniosa empresa que gana miles de dólares aprovechándose de las necesidades básicas de los seres humanos. Desde siempre, ha existido un debate con respecto al porno, para algunos es un mal necesario, para otros no tan necesario, pero lo que sí es seguro es que todo en exceso es malo, y el porno no se queda atrás.

A simple vista, estas imágenes explícitas causan sensación de placer y excitación, pero muchos científicos alrededor del mundo han puesto sus miras a lo que sucede dentro del cerebro cuando alguien disfruta de vídeos de xnxx con contenido sexual, todos estos resultados han sido analizados con cuidado para tener las siguientes conclusiones:

1. Se dispara la dopamina

Durante las relaciones sexuales y durante la observación de pornografía, el cerebro libera esta sustancia, la cual es la encargada de la sensación de placer en el cuerpo, pero la cantidad de dopamina liberada por el cerebro al ver videos pornográficos es mucho mayor a comparación con la cantidad liberada al mantener relaciones sexuales. Según científicos, esta sustancia en cantidades excesivas puede causar problemas en el organismo como desordenes estomacales, endocrinos, renales e incluso cardiovasculares.

2. Puede causar dependencia

Cuando se habla de personas aficionadas al porno, su cerebro tiende a crear una dependencia de esta acción, pues al hacerlo inunda al organismo de dopamina, y esto causa un placer temporal, hasta que finaliza la sesión de porno. Posteriormente, el cerebro busca la manera de obligar a repetir la acción para producir de nuevo esa sustancia, creando así un círculo vicioso.

Este comportamiento cerebral al compararlo con otro tipo de adicciones como el alcohol o las drogas resulta tener el mismo patrón, y al observar el cerebro durante la acción se activan las mismas zonas en un adicto al porno, como en un alcohólico o un drogadicto.

3. Afecta al tamaño del cerebro

Los estudios afirman que gradualmente, el tamaño de la materia gris reduce si existe actividad excesiva solo en una zona concreta del cerebro, esta actividad exagerada se observa en la acción de ver videos pornográficos por un tiempo prolongado. Esto no quiere decir que ver uno o dos videos reduce el tamaño, pero en el caso de aficionados a este material, se puede observar una disminución gradual del tamaño de la masa grisácea a largo plazo.

Estos estudios fueron basados en personas que dedicaban aproximadamente 4 horas semanales a este tipo de videos, este estimado es el promedio que invierten los aficionados en la pornografía. La pornografía debe verse como el alcohol o las grasas trans, pues a largo plazo y en exceso pueden causar daños al organismo, daños que se pueden evitar con la moderación.